La importancia de los adoquines y accesibilidad urbana

 In Blog

Las ciudades son el hábitat de buena parte de la especie humana. Lo que supone alto volumen de movimientos diarios. Así, el grado de accesibilidad de su pavimento contribuirá a facilitar la circulación de todas las personas, incluso aquellas con problemas de movilidad, y en este sentido cabe preguntarse, ¿cómo afectan los adoquines de hormigón a la accesibilidad urbana?

La búsqueda de la comodidad y seguridad urbanas

Los adoquines de hormigón contribuyen de manera capital a desarrollar la accesibilidad en las ciudades.

Desde hace ya un par de décadas asistimos a la peatonalización de las calles, en especial de los centros históricos. Esta práctica contribuye a liberar parte de la ciudad de tráfico y a permitir a la mayoría de los habitantes un recorrido más sencillo.

Esto conduce a que las personas no tengan que lidiar con una cantidad ingente de coches en circulación y, además, contribuye a limitar la concentración de gases nocivos en áreas muy visitadas de las urbes. Por descontado, las personas con movilidad reducida son las más beneficiadas, ya que las probabilidades de sufrir accidentes disminuyen y su autonomía aumenta.

La eliminación de barreras arquitectónicas

La pavimentación de las calles con adoquines elimina barreras arquitectónicas. Los bordillos, por poner un ejemplo, desaparecen o reducen su tamaño, ya que no existe una carretera que delimitar. Así, tanto los invidentes como usuarios de sillas de ruedas pueden circular por la calle con mayor facilidad. No se encontrarán con tantos obstáculos y el tráfico de vehículos tampoco les resultará problemático.

Sin duda, esta es la importancia del uso de adoquines en una ciudad: la posibilidad de convertirla en un lugar mucho más acogedor para todos sus habitantes. También los mayores se benefician de la reducción de trabas a la hora de caminar y no tendrán que realizar mayores esfuerzos, como una pequeña carrera al cruzar una calle transitada.

Ventajas de los adoquines táctiles

Los adoquines táctiles suponen, por sí mismos, una ventaja que aumenta la accesibilidad. Estos se fabrican con un patrón o diseño superficial que sirve de indicación a personas invidentes de lugar que pisan. Así, pueden reconocer que están frente a un cruce o un semáforo con una simple pisada, lo que les ayuda a ubicarse mejor y navegar por toda la ciudad con menos riesgos.

Además, los resbalones por la presencia de agua en el pavimento disminuyen, lo que nos facilita el día a día a todos los peatones. La rugosidad de estos adoquines posibilita que las suelas del calzado se agarren de manera óptima, lo que impide que, en la mayoría de casos, se llegue a producir un traspié.

Pavimentos con un código uniforme

También es posible establecer un código uniforme en los adoquines táctiles que sea reconocible. Varios estudios corroboran su utilidad, en especial para las personas invidentes. Estas recuerdan los patrones y pueden tomar mejores decisiones a la hora de moverse por las calles.

Una de las ventajas más interesante es la resistencia de los adoquines, los cuales soportan un gran tránsito y los efectos del clima, como el desgaste provocado por la lluvia (como el eco-adoquín de Prefabricados La Jara), sin alterar su forma en varias décadas. Asimismo, cabe la posibilidad de colorear la superficie o el adoquín per se, lo que les otorga una vertiente decorativa más allá de las puramente práctica. Disfrutaremos de unas ciudades más bonitas, prácticas y accesibles para todos sus habitantes.

En definitiva, los adoquines táctiles en pavimentos son una gran ayuda a todos los habitantes de una ciudad, pero los que más salen ganando son aquellos que padecen una pérdida de capacidades. Invidentes o usuarios de sillas de ruedas ganan en movilidad e independencia gracias al uso de este tipo de adoquines.

Pregunta a Prefabricados La Jara por su catálogo de productos, entre ellos, adoquines táctiles de diferentes estilos y colores.

Recommended Posts

Start typing and press Enter to search

Adoquines drenantes | Prefabricados La Jara | Adoquines en Cuenca, Guadalajara, Ciudad Real y ToledoHistoria de los adoquines, los sampietrini de Roma